La importancia de la comunicación en la pareja

La importancia de la comunicación en la pareja

Para que una relación funcione, del tipo que sea, deben darse dos componentes: confianza y respeto. Cuando alguno de estos dos falla, comienzan a aparecer los problemas. Para disfrutar de una sexualidad sana y plena no debemos descuidar la comunicación en la pareja. Aprender a expresar aquello que nos agrada y lo que nos disgusta nos ahorrará muchos problemas.

Cómo aprender a comunicarse

Cuando se habla de la comunicación en la pareja no se trata únicamente de decir lo que se piensa. Las formas que utilizamos también son parte de la misma, y pueden ser incluso más poderosas que lo que decimos en sí.

De este modo, cuidar el tono de voz y el lenguaje no verbal hará que el mensaje consiga mejores resultados. Se trata, pues, de aprender a expresarnos correctamente. Utilizar reproches, culpabilizar a la otra persona o pretender que lea nuestra mente nos llevará por mal camino.

Si hay algo en nuestra vida sexual que no termina de funcionar, hay que hablar antes de que pueda ir a más. Una relación debe hacernos sentir bien y aportarnos algo positivo, de lo contrario, deja de tener sentido.

Por qué es entonces tan necesaria la comunicación en la pareja. Pues porque la finalidad de una relación es aportar algo positivo, es decir, sumar. Si no nos encontramos a gusto, deja de tener sentido para ambas partes.

Claves para la comunicación en la pareja

La comunicación en la pareja incluye saber expresarnos como saber escuchar. Así, cuando nuestra pareja nos hace saber cómo se siente, no debemos interpretarlo como un ataque, sino como una oportunidad para crecer juntos. A continuación os dejamos algunas claves.

Habla de tus emociones y no del hecho

Tendemos a comunicarnos indicando las cosas que nos disgustan, algo que suele hacer que la otra persona se ponga a la defensiva. En lugar de usar expresiones como "haces esto mal" o "te he dicho que no hagas eso" es preferible dar indicaciones directas o decir lo que sentimos.

Hay que tener presente que la finalidad que buscamos es hacer las cosas de otra manera mejor, y no el crear un conflicto. Siempre podemos también proponer algunas ideas para innovar y así introducir prácticas diferentes.

Deja que tus deseos hablen

Como veníamos diciendo, en algunas ocasiones, por ejemplo si ya estamos en plena relación sexual, es mejor no hablar sino directamente utilizar el propio cuerpo. La comunicación en la pareja no es solo sentarse a hablar.

Si no termina de agradarte lo que tu pareja te hace, toma las riendas y guíale con la mano, o incluso cambia de postura. Los juguetes eróticos también son una interesante opción. Y si lo que sucede es que no te apetece mantener relaciones, habla con claridad pero sin ofender a la otra persona.

No hagas suposiciones

Tanto si somos receptores como emisores del mensaje, para que la comunicación en la pareja sea buena hay que evitar las suposiciones. Que alguien no desee mantener relaciones sexuales o que haya una pérdida de la erección no significa que ya no haya atracción. Tampoco debemos pensar que la otra persona ya debería saber qué es lo que nos gusta. Tal vez nosotros también tengamos cosas que mejorar.

Gracias a la comunicación en la pareja lograremos que todo fluya mejor.¡ No te pierdas nuestros artículos y mejora tu vida sexual!

Publicaciones Relacionadas:

Deja un comentario

Todos los campos son obligatorios

Últimos Comentarios

Artículos Populares